Metodología de la propaganda

Aunque son conocidas y perfectamente documentadas las causas de la crisis, su origen y las consecuencias que tendrían sobre el sistema económico y las economías domésticas; sus consecuencias sociales y las difíciles soluciones a corto plazo. Incluso la ortodoxia económica más rancia, recomienda paliar las peores consecuencias en el peor momento, mediante la intervención del Estado, que evite el deterioro social y del sistema productivo. Esto no debería haber sucedido con otras reglas para los mercados; pues mientras todo va bien, se ve el mundo de color rosa.

Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: